Defensa Deudores Morosos

Bienvenidos a DDM

Somos un Estudio Jurídico especializado en defensa de deudores morosos y en la aplicación de la ley de quiebra, ofreciendo varias alternativas con el fin de obtener ventajas y beneficios jurídicos relacionados con el tema de deuda morosa, planificación jurídica en tiempos de crisis y reogarnización patrimonial.

Aplicación Ley de Quiebra

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Vivamus id felis odio. Vestibulum id ligula vitae enim.

R

Defensa Deudores Morosos

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Vivamus id felis odio. Vestibulum id ligula vitae enim.

Planificación Jurídica en tiempos de crisis

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Vivamus id felis odio. Vestibulum id ligula vitae enim.

Defensa ante Arrendatarios Morosos

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Vivamus id felis odio. Vestibulum id ligula vitae enim.

Defensa ante ISAPRES

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Vivamus id felis odio. Vestibulum id ligula vitae enim.
Q

Defensa ante Expropiaciones

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Vivamus id felis odio. Vestibulum id ligula vitae enim.

Embargo / Tercerías

El embargo constituye la retención de bienes llevada a cabo por un ministro de fe, para luego retirarlos y venderlos en pública subasta para que con ello el acreedor pueda obtener el pago de lo que le deben.

 

Para que proceda el embargo es necesario que un tribunal lo determine, por lo que es necesario que se ejerzan las correspondientes acciones judiciales destinadas para tal efecto.

La manera en que se realiza es mediante el procedimiento ejecutivo, para lo cual el acreedor debe demandar al deudor y para ello la deuda que se pretende cobrar debe reunir los siguientes requisitos:

  • Debe constar en un título ejecutivo
  • Debe ser actualmente exigible
  • Debe ser líquida o liquidable
  • Y no debe encontrarse prescrita.

 

Por lo tanto, de no mediar un procedimiento judicial no se puede realizar un embargo, vale decir, para embargar a una persona se requiere sí o sí de una orden judicial que así lo disponga.

 

Una vez que el acreedor ha presentado su demanda, el tribunal la proveerá y despachará el Mandamiento de ejecución y embargo.

Posteriormente deberá notificarse al deudor por intermedio de un ministro fe (receptor judicial) la demanda ejecutiva y se le requerirá de pago.

Una vez que el deudor se encuentre notificado y requerido de pago, podrá el receptor judicial trabar embargo sobre los bienes del deudor, para posteriormente retirarlos y finalmente ser vendidos en pública subasta para dar pago al acreedor.

Es importante señalar que el plazo que tiene el deudor para defenderse es de 4 días contados del día siguiente en que fue requerido de pago.

Por lo tanto es imprescindible que el deudor una vez sea notificado y requerido de pago por el receptor judicial, sea asesorado jurídicamente por un abogado para oponer las excepciones que la ley le concede, de lo contrario quedará sin defensa.

El embargo puede recaer sobre cualquier tipo de bien que tenga el deudor, muebles o inmuebles, por lo que se puede embargar los bienes muebles al interior de una casa, como también la casa misma, dinero, vehículos, entre otros, a excepción de los que la ley declara como inembargables.

 

El artículo 445 del Código de Procedimiento Civil enumera los bienes que no son embargables:

No son embargables:

1°. Los sueldos, las gratificaciones y las pensiones de gracia, jubilación, retiro y montepío que pagan el Estado y las Municipalidades.

Sin embargo, tratándose de deudas que provengan de pensiones alimenticias decretadas judicialmente, podrá embargarse hasta el 50% de las prestaciones que reciba el alimentante en conformidad al inciso anterior;

2°. Las remuneraciones de los empleados y obreros en la forma que determinan los artículos 40 y 153 del Código del Trabajo;

3°. Las pensiones alimenticias forzosas;

4°. Las rentas periódicas que el deudor cobre de una fundación o que deba a la liberalidad de un tercero, en la parte que estas rentas sean absolutamente necesarias para sustentar la vida del deudor, de su cónyuge o conviviente civil y de los hijos que viven con él y a sus expensas;

5°. Los fondos que gocen de este beneficio, en conformidad a la Ley Orgánica del Banco del Estado de Chile y en las condiciones que ella determine;

6°. Las pólizas de seguro sobre la vida y las sumas que, en cumplimiento de lo convenido en ellas, pague el asegurador. Pero, en este último caso, será embargable el valor de las primas pagadas por el que tomó la póliza;

7°. Las sumas que se paguen a los empresarios de obras públicas durante la ejecución de los trabajos. Esta disposición no tendrá efecto respecto de lo que se adeude a los artífices u obreros por sus salarios insolutos y de los créditos de los proveedores en razón de los materiales u otros artículos suministrados para la construcción de dichas obras;

8°. El bien raíz que el deudor ocupa con su familia, siempre que no tenga un avalúo fiscal superior a cincuenta unidades tributarias mensuales o se trate de una vivienda de emergencia, y sus ampliaciones, a que se refiere el artículo 5° del decreto ley N°2552, de 1979; los muebles de dormitorio, de comedor y de cocina de uso familiar y la ropa necesaria para el abrigo del deudor, su cónyuge o conviviente civil y los hijos que viven a sus expensas.

La inembargabilidad establecida en el inciso precedente no regirá para los bienes raíces respecto de los juicios en que sean parte el Fisco, Las Cajas de Previsión y demás organismos regidos por la ley del Ministerio de la Vivienda y Urbanismo;

9°. Los libros relativos a la profesión del deudor hasta el valor de cincuenta unidades tributarias mensuales y a elección del mismo deudor;

10°. Las máquinas e instrumentos de que se sirve el deudor para la enseñanza de alguna ciencia o arte, hasta dicho valor y sujetos a la misma elección;

11°. Los uniformes y equipos de los militares, según su arma y grado;

12°. Los objetos indispensables al ejercicio personal del arte u oficio de los artistas, artesanos y obreros de fábrica; y los aperos, animales de labor y material de cultivo necesarios al labrador o trabajador de campo para la explotación agrícola, hasta la suma de cincuenta unidades tributarias mensuales y a elección del mismo deudor;

13°. Los utensilios caseros y de cocina, y los artículos de alimento y combustible que existan en poder del deudor, hasta concurrencia de lo necesario para el consumo de la familia durante un mes;

14°. La propiedad de los objetos que el deudor posee fiduciariamente;

15°. Los derechos cuyo ejercicio es enteramente personal, como los de uso y habitación;

16°. Los bienes raíces donados o legados con la expresión de no embargables, siempre que se haya hecho constar su valor al tiempo de la entrega por tasación aprobada judicialmente; pero podrán embargarse por el valor adicional que después adquieran;

17°. Los bienes destinados a un servicio que no pueda paralizarse sin perjuicio del tránsito o de la higiene pública, como los ferrocarriles, empresas de agua potable o desagüe de las ciudades, etc.; pero podrá embargarse la renta líquida que produzcan, observándose en este caso lo dispuesto en el artículo anterior; y

18°. Los demás bienes que leyes especiales prohíban embargar.

 

Son nulos y de ningún valor los contratos que tengan por objeto la cesión, donación o transferencia en cualquier forma, ya sea a título gratuito u oneroso, de las rentas expresadas en el número 1° de este artículo o de alguna parte de ellas.

 

DEFENSA FRENTE AL EMBARGO

 

La manera correcta para defenderse frente a un embargo por parte del deudor es oponer las excepciones que la ley contempla como defensa del deudor. Sin embargo también es posible la realización de tercerías por parte de otra persona ajena al juicio.

 

Excepciones en el juicio ejecutivo:

El artículo 464 del Código de Procedimiento Civil establece las excepciones que el deudor puede oponer al embargo:

La oposición del ejecutado sólo será admisible cuando se funde en alguna de las excepciones siguientes:

1a. La incompetencia del tribunal ante quien se haya presentado la demanda;

2a. La falta de capacidad del demandante o de personería o representación legal del que comparezca en su nombre;

3a. La litis pendencia ante tribunal competente, siempre que el juicio que le da origen haya sido promovido por el acreedor, sea por vía de demanda o de reconvención;

4a. La ineptitud de libelo por falta de algún requisito legal en el modo de formular la demanda, en conformidad a lo dispuesto en el artículo 254;

5a. El beneficio de excusión o la caducidad de la fianza;

6a. La falsedad del título;

7a. La falta de alguno de los requisitos o condiciones establecidos por las leyes para que dicho título tenga fuerza ejecutiva, sea absolutamente, sea con relación al demandado;

8a. El exceso de avalúo en los casos de los incisos 2° y 3° del artículo 438;

9a. El pago de la deuda;

10a. La remisión de la misma;

11a. La concesión de esperas o la prórroga del plazo;

12a. La novación;

13a. La compensación;

14a. La nulidad de la obligación;

15a. La pérdida de la cosa debida, en conformidad a lo dispuesto en el Título XIX, Libro IV del Código Civil;

16a. La transacción;

17a. La prescripción de la deuda o sólo de la acción ejecutiva; y

18a. La cosa juzgada.

Estas excepciones pueden referirse a toda la deuda o a una parte de ella solamente.

 

Dichas excepciones deberán presentarse por escrito dentro de los 4 días siguientes al requerimiento de pago, y deberán oponerse todas las excepciones que el deudor considere aplicables a su caso juntas en un mismo escrito.

Posteriormente el Tribunal dictará sentencia si rechaza o acoge las excepciones, condenando o liberando del pago al deudor respectivamente.

 

LAS TERCERIAS

 

Las tercerías son un incidente dentro del juicio. Es un mini juicio dentro del juicio, en el que un tercero ajeno al juicio se ve afectado y pretende hacer valer su derecho.

 

Existen 4 tipos distintos de tercerías:

  1. Tercería de dominio: Un tercero dice detentar el dominio sobre uno o más de los bienes embargados.

 

  1. Tercería de posesión: Un tercero dice tener la posesión sobre uno o más de los bienes embargados.

 

  1. Tercería de prelación: Un tercero dice tener preferencia para pagarse con el resultado del remate de los bienes embargados.

 

  1. Tercería de pago: Un tercero dice que al no tener más bienes el deudor, viene a hacer efectivo su pago dentro de este juicio.

 

Se utilizan la tercería de dominio y de posesión para librar del embargo los bienes.

Para los efectos prácticos se utiliza con mayor frecuencia la tercería de posesión, ya que la posesión consiste en la tenencia de una cosa con ánimo de señor y dueño. Y además existe una presunción a favor del poseedor, y es que el poseedor se reputa dueño mientras otra persona no justifique serlo. 

Tanto para la tercería de dominio como la de posesión se requiere contar con el patrocinio de abogado. Además el tercero debe notificar de la tercería al deudor como al acreedor. Una vez notificada la tercería, los demandados tendrán 3 días para exponer sus defensas a la tercería. 

Posteriormente el tribunal abrirá un término probatorio de 8 días para que las partes puedan ofrecer sus pruebas para acreditar sus dichos.

Finalmente el tribunal deberá dictar sentencia respecto de la tercería, acogiéndola o rechazándola, ordenando alzar o no el embargo respectivamente.

Estudio de Título

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Vivamus id felis odio. Vestibulum id ligula vitae enim.

Regulación de Título de Dominio

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Vivamus id felis odio. Vestibulum id ligula vitae enim.

Defensa ante Juicio de Familia/Laboral/Penal/Tributario/Civil

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Vivamus id felis odio. Vestibulum id ligula vitae enim.

AGENDA TU CONSULTA GRATIS

Si sientes que los problemas que genera el incumplimiento comercial o financiero, y el vivir en un estado permanente de deudor moroso ya no te están dejando salir adelante, contáctate con nosotros. Podemos entregarte una solución.

✔ ¡Evita el Remate de tus Bienes!

✔ ¡Protege tus Bienes!

✔ ¡Elimina tus Deudas!

✔ ¡Vive Tranquilo!

✔ ¡Elimina DICOM!

Contáctenos y Agende su Primera Consulta GRATIS.

Agenda tu primera consulta GRATIS

Abrir chat
Hola!
Conversemos por Whatsapp
Powered by